Compartir

Compilado por Paula Lizama Ocaranza

Se ha puesto muy de moda leer en las redes sociales la palabra “Detox” o “Antioxidantes”, ofrecen desde productos que no se sabe bien su contenido, hasta dietas milagrosas y también algunos suplementos, pero ¿sabemos qué es en realidad un producto desintoxicante? O mejor dicho aún, ¿qué función cumple un antioxidante?

Para comenzar, definiremos primero el concepto. Los antioxidantes tienen la función de “limpiar” nuestro organismo, es decir, son sustancias que pueden prevenir o retrasar el daño a las células causado por los radicales libres (moléculas inestables que el cuerpo produce como reacción a las presiones del ambiente y de otro tipo). En resumen, los antioxidantes son elementos que protegen a las células del cuerpo y su capacidad para neutralizar los radicales libres ayuda a retrasar y prevenir diferentes enfermedades, así como también el envejecimiento celular.

Como ya sabe, la buena noticia es que puede ayudar muchísimo a su cuerpo consumiendo alimentos antioxidantes que colaboran con la eliminación de los radicales libres y ayudan a desintoxicar y prevenir el envejecimiento celular.

Envejecimiento celular

A lo largo de la historia el ser humano ha ido cambiando formas de pensar, sentir y hacer, pero hay una preocupación que sigue vigente hasta el día de hoy: evitar el envejecimiento.

Desde Cleopatra, con sus mascarillas naturales para conservar una piel sin arrugas, hasta la actualidad con una industria que ofrece infinidad de tratamientos cosméticos, pastillas y cirugías de todo tipo para “mantenerse joven”, definitivamente la preocupación por evitar envejecer se ha conservado.

¿Cuántos productos que ofrece la industria serán efectivos? La respuesta no es clara, por eso le sugiero invertir en lo único que podemos afirmar que dará excelentes resultados: ¡la alimentación!

Radicales libres

Debe saber que la historia comienza con los radicales libres. Estos provienen del desecho que se produce en el cuerpo cuando procesa alimentos o reacciona con el medio ambiente. Se trata de átomos con un electrón libre o desparejado. Para entender qué significa, intente imaginarlo así: ese electrón que está en desequilibrio necesita un protón para volver a equilibrarse.

¿De dónde lo sacará? Robándoselo a otro átomo o molécula que ahora pasará a estar en desequilibrio. Esto produce una reacción de robos en cadena que se llama estrés oxidativo. Puede producir diversas enfermedades como problemas cardiacos, cáncer, inmunodeficiencia, afecciones inflamatorias, entre otras.

Nuestro organismo es mucho más sabio de lo que podemos imaginar: contamos con mecanismos propios para neutralizar a los radicales libres. El problema surge cuando la producción de los mismos es excesiva o su reparación insuficiente, pero ¡no se alarme! Existen diversos medios para protegernos del estrés oxidativo.

Escuadrón defensivo, ¡Antioxidantes!

Y ahora bien, ¿dónde puede encontrar estos componentes? Incluir en su dieta alimentos con propiedades antioxidantes puede ayudarle a mantener la salud de las células de su cuerpo.

Acá le comparto un listado con muchísimas opciones para sumar a su dieta: Brócoli, aceite de oliva, acelga, ajo, frutos secos, plátano, bayas de goji, cacao, calabaza, canela, semillas, cebolla, coles, espinaca, frutos rojos (especialmente arándanos), kiwi, levadura de cerveza, cítricos, maíz, mango, maní, manzana, mariscos y pescados, melón, papaya, pepino, pimienta cayena, pimiento, puerro, remolacha, té verde y rojo, tomate, uvas, yema de huevo, zanahoria.

Ya ha visto la gran cantidad de opciones que puede sumar a su plan alimenticio semanal para aportar antioxidantes que ayudarán a la salud de sus células. Recuerde llevar una lista de ellas la próxima vez que vaya a hacer sus compras. Ahora, si no tiene el tiempo o el acceso a tenerlas frescas, puede encontrar buenísimos suplementos que tengan un alto contenido en: Vitamina C, Vitamina E o Aceite de Germen de Trigo (que sea líquido o en cápsulas blandas) Cúrcuma Acerola, Açaí, Arándano, Betacaroteno, Licopeno, Luteína, Selenio, Manganeso, Zeaxantina.

Watcher: “Existen, también, formulaciones antioxidantes de gran valor metabólico, como aquellas a base de cúrcuma, acai y arándano”

Al momento de escoger su suplemento antioxidante, prefiera los que vengan en polvo o en cápsulas, ya que los comprimidos necesitan de muchos otros elementos para poder procesarlos. Mire bien la etiqueta, y fíjese que estén compuestos de ingredientes puros y sin excipientes.

Fuentes: https://www.medicalnewstoday.com/articles/es/antioxidantes/ https://fitfood.cl/blogs/news/retrasa-el-envejecimiento-alimentos-antioxidantes-y-su-funcion-para-tu-salud https://escueladeantienvejecimiento.com/alimentos-ricos-en-antioxidantes-naturales/ https://es.m.wikipedia.org/wiki/Antioxidante

ANTI OX 120 cápsulas

 

 

Compartir
Hola! ¿Necesitas Ayuda?
A %d blogueros les gusta esto: